El reto de la acción integral frente al trabajo infantil

DYA participó en el foro organizado por el Ministerio de Trabajo, a propósito del Día mundial contra el trabajo infantil, junto a panelistas de incidencia nacional e internacional.

Este fue un importante espacio de diálogo para visibilizar los retos y acciones integrales necesarias para la prevención y erradicación del trabajo infantil en nuestro país, esto, ante las evidencias que muestran el impacto de la pandemia en el incremento del trabajo infantil.

En su presentación, Juan Samaniego, director del DYA, insistió en que si no se actúa inmediatamente sobre esta realidad, probablemente en el corto tiempo la dimensión del TI puede desbordar cualquier respuesta o iniciativa.

En este contexto, en el foro, DYA compartió seis prioridades relevantes frente al TI y cuya implementación demanda de acciones públicas integrales y la corresponsabilidad de actores clave como son el gobierno nacional, gobiernos locales, la empresa privada, los sindicatos y las organizaciones de la sociedad civil:

1. Fortalecer la intersectorialidad.- Promover condiciones, procesos, normas y sobre todo voluntades para la acción intersectorial, para la formulación de políticas y programas de inclusión educativa y protección a la infancia cuya responsabilidad recae en otros ministerios.

2. Asegurar la escolaridad de los niños.- La pandemia ha tenido un efecto devastador en la educación de niños, niñas y adolescentes.

En este sentido, son imprescindibles la promoción de alternativas educativas frente al rezago, la inclusión y el apoyo escolar en territorios focalizados y a través de programas permanentes (antes de la pandemia al menos 150.000 adolescentes entre 15 y 17 años tenían rezago y estaban fuera del sistema educativo). Es fundamental generar alternativas no formales de educación y recreación para reducir o eliminar horas de trabajo infantil de niños y niñas que están en el sistema escolar.

3. Acciones en zonas rurales y agrícolas donde se concentra el TI en el Ecuador.- Generar, por ejemplo, programas especializados de prevención del trabajo infantil en ramas de actividad y cadenas productivas.

4. Priorizar acciones de protección al empleo adolescente.- En Ecuador el 18% del grupo 15-18 años trabaja. Al respecto existen importantes experiencias en la región sobre acompañamiento a adolescentes en prácticas profesionales de trabajo.

5. Poner especial atención a las peores formas de TI (minas, construcción, pesca, transporte, agroindustria) y establecer estrategias de erradicación. Recordemos que la ENTI del 2012 detectó que el 56.4% de NN que trabajan realizan al menos una actividad riesgosa.

6. Fortalecer los temas regulatorios y de responsabilidad empresarial.- El país dispone de experiencias exitosas de regulación e inspección -por ejemplo- en botaderos de basura por parte algunos GADS.



Entradas destacadas
Entradas recientes